Incremento en Estampilla quedó en manos de la Plenaria del Concejo de Bogotá

Publicado el 04/09/2017

Incremento en Estampilla quedó en manos de la Plenaria del Concejo de Bogotá

La Comisión de Hacienda y Crédito Público del Concejo de Bogotá aumento a 1.1 por ciento el cobro por concepto de la Estampilla mediante la cual se recaudarán recursos, durante los próximos 30 años, para la Universidad Distrital Francisco José de Caldas y Universidad Nacional, sede Bogotá.

 

La decisión final en torno a la aprobación en el monto del gravamen la tiene la plenaria del cabildo capitalino, que en los próximos días deberá someter a votación el Proyecto de Acuerdo que reglamenta la Ley 1825, mediante la cual el Congreso de la República generó la contribución en favor de las dos universidades públicas.

 

Es de recordar que el tributo, que se le cobra a las personas naturales y jurídicas que firman contratos con las entidades del Distrito Capital, existe desde hace 14 años, sin embargo, el Congreso de la República modificó la ley que le dio vida e incluyó a la Universidad Nacional, sede Bogotá, dentro de los beneficiados con los recursos y ordenó al Concejo de la ciudad su reglamentación.

 

Luego de un intenso debate, en el que intervinieron 37 de los 45 concejales de Bogotá, y las secretarias distritales de Educación, María Victoria Angulo,  y Hacienda, Beatriz Elena Arbeláez Martínez, la Comisión de Hacienda y Crédito Publico inició la votación de los artículos del Proyecto de Acuerdo redactado por una comisión accidental, nombrada para unificar las tres ponencias que sobre el gravamen se presentaron.

 

Aunque la ponencia final sugería mantener en uno por ciento la contribución, finalmente se aprobó aumentar el gravamen a 1.1 por ciento, no obstante, se excluyen del cobro algunos contratistas de prestación de servicios -OPS- dependiendo del monto de su contrato.

 

Del cien por ciento del recaudo por concepto de la Estampilla, un 70 por ciento estará destinado a la Universidad Distrital, mientras que el 30 por ciento restante será para la Universidad Nacional, sede Bogotá.

 

El acuerdo determina que la Universidad Distrital deberá distribuir los recursos de la estampilla de la siguiente manera: un 20% para atender el pasivo prestacional por concepto de pensiones y cesantías; otro 20% para inversión en el plan de desarrollo físico, dotación y compra de equipos necesarios que conduzcan a ampliar la cobertura, mejorar la calidad de la educación y desarrollar institucionalmente a la Universidad; un 10% ciento se invertirá en mantenimiento y ampliación de la planta física de los equipos de laboratorios y suministros de materiales; 7.5% para promover el Fondo de Desarrollo de investigación científica; 2.5% para el desarrollo y fortalecimiento de los doctorados y otro 2.5% con destino a las bibliotecas y centros de documentación.

 

En dialogo con el Sistema Integrado de Comunicaciones de la Universidad Distrital, Eduard Pinilla Rivera, Vicerrector Administrativo y Financiero, quien asistió al debate en representación de las directivas de la Institución, mostró su complacencia por el compromiso de los cabildantes en favor de la Universidad y manifestó que ahora se espera cumplir con las metas del Plan de Desarrollo y de esta manera continuar contribuyendo a la comunidad del Distrito Capital.

De ser aprobado el Proyecto de Acuerdo por la plenaria del Concejo de Bogotá, el nuevo cobro regirá a partir del próximo primero de enero de 2018.

 

 

Sistema Integrado de Comunicaciones

Rectoría

Universidad Distrital Francisco José de Caldas.